Saltar al contenido
Consulta y paga tu impuesto predial en Mexico

¿Qué es un avalúo catastral? Diferencia con avaluo comercial

Que es un avaluo catastral

Un avalúo, en general, es un análisis multifactorial de un inmueble para conocer su valor en un momento determinado. De acuerdo al uso que se le dará al avalúo de un inmueble, existen diferentes tipos. Uno de ellos, es el avalúo catastral o fiscal.

El avalúo catastral o fiscal es aplicado por el gobierno mexicano. Corresponde a un inventario y análisis estadístico de los bienes inmuebles del país. Y, tiene como finalidad, además de determinar el valor de cada inmueble, definir el monto de los impuestos que sus propietarios debe pagar por ellos.

De allí surgen las obligaciones fiscales que tiene un propietario de un inmueble en México. Tales como: impuesto predial, ISAI (Impuesto Sobre Adquisición de Inmuebles) o el ISR (Impuesto Sobre la Renta), dependiendo del caso.

Por lo tanto, el avalúo catastral deriva en el valor no comercial del inmueble. Ya que se toman en cuenta sólo algunos factores para ello, tales como: ubicación y metros cuadrados de construcción. Sobre todo, con fines ficales, como ya hemos comentado.

Mientras que, un avalúo comercial es el análisis que permite conocer el precio real en el mercado de una propiedad. Con lo cual, se define el precio total del inmueble para su compraventa.

Por esta razón, con un avalúo comercial se obtendrá siempre un precio mayor al obtenido con un avalúo catastral.

¿Quiénes realizan los avalúos catastrales?

Los avalúos catastrales son realizados exclusivamente por las entidades gubernamentales. Por lo tanto, si deseas un avalúo catastral, deberás solicitarlo ante las oficinas catastrales de tu ciudad. Estos tipos de avalúos poseen una vigencia de un año a partir de la fecha en la que se expide. Y, para que tenga validez, deben ser llevados a cabo por peritos valuadores pertenecientes a:

  • El Instituto de Administración y Avalúos de Bienes Nacionales.
  • Instituciones de crédito.
  • Corredores públicos con registro vigente ante la Secretaría de Economía.
  • Empresas dedicadas a la compraventa o subasta de bienes.